El nuevo documental de Andrea Weiss

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirCorreo

Opinión - Opinión: Cultura

 

Isabel Franc

 

OPINIÓN

En los años 90 Andrea Weiss i Greta Schiller, guionista y directora respectivamente, nos sorprendieron con un documental sobre las mujeres de la Rive Gauche, Paris was a woman, que se convirtió en film de culto.

Ahora, Andrea Weiss en solitario ha realizado Bones of Contention-Pero que todos sepan que no he muerto, la primera película de no ficción que explora el tema de la memoria histórica en el estado español, centrándose en la represión de lesbianas, gais y transexuales durante el franquismo.

 

Andrea Weiss Andrea Weiss cartel

 Andrea Weiss y el cartel de la película.

 

Andrea Weiss adora Barcelona, dice que es su segunda ciudad después de Nueva York y le encanta desplazarse por ella en bicicleta. Es doctora en historia cultural de américa, escritora, cineasta y una apasionada de las historias "que nunca se escuchan, las de personas reales que se borran por la narrativa histórica dominante". Por eso, seguramente, se interesó por la situación de la comunidad LGBTI durante la dictadura franquista y, en su trabajo de investigación, observó que esa represión estaba muy relacionada con la memoria histórica.

"Miles de historias de represión y victimización bajo el régimen de Franco han sido tan reprimidas y ocultas que casi han desaparecido. Solo pueden ser recuperadas por la memoria de las personas, y esas personas envejecen, se van muriendo. Pero las experiencias de las personas LGBTI están aún más ocultas y reprimidas". Bones of Contention no solo presenta esas experiencias personales y desconocidas, sino que las sitúa en el contexto de la lucha por los derechos humanos.

La figura de Federico García Lorca funciona en el documental como hilo conductor de ambas temáticas. "Cuando intenté vincular el movimiento de la memoria histórica con la represión de las personas LGBTI en España, me di cuenta de que estas dos líneas están conectadas a través Lorca, que puede ser un símbolo de ambas luchas. Sus escritos son premonitorios ya que hablan, tan bellamente, no solo de su propio destino trágico sino también, de forma indirecta, como en susurros, de los anhelos de las personas LGBTI y del trágico destino de su país".

En pleno rodaje en Granada, explica, tuvieron una afortunada coincidencia, "el mismo día que entrevisté a Laura García Lorca, sobrina del poeta, se descubrió un documento que prueba, por primera vez, que el régimen de Franco fue responsable de la muerte de Lorca y que su homosexualidad se consideró una justificación para su asesinato. En esencia, muestra cómo bajo Franco la represión política y la homofobia iban de la mano".

Tantas incógnitas y tanto mutismo en torno a estos temas, sin duda, la han impactado. "Los silencios hicieron la investigación muy difícil —afirma—. Las personas que han tenido miedo de hablar toda su vida no están dispuestas a hacerlo frente a una cámara. Muchas lesbianas, en particular, no querían aparecer en la película". Gran parte de esa investigación se hizo a través de fotografías y metraje de archivo y resultó realmente complicado, nos confiesa, "encontrar evidencias visuales de unos hechos que la cultura dominante está empeñada en mantener invisibles".

Ser "extranjera" no le ha facilitado las cosas, mucha gente le advertía que dejara el tema en paz, que no removiera ese pasado. Ella siguió porque, dice: "No creo que solo puedas hacer películas sobre tu propia experiencia personal o cultural. A veces, viniendo de fuera puedes aportar una nueva e importante perspectiva. Pero antes hay que hacer un arduo trabajo para conocer lo mejor posible el panorama completo del tema, y luego plasmarlo en imágenes con respeto y sensibilidad cultural".

Bones of Contention-Pero que todos sepan que no he muerto se ha presentado en diversas ciudades del estado: Madrid, Barcelona, Vigo, Alicante y Santiago de Compostela. Pocas proyecciones para un documental que merece sentarse a contemplar... y a recordar. ¡Ojalá vuelva a nuestras pantallas!

 

Más información:

Trailer

*Isabel Franc és escriptora i còmica de la ploma.