Comunicado sobre las agresiones sexuales en Acampadasol

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirCorreo

Empoderamiento y Liderazgo - Movimientos Sociales

No hay traducción disponible

Desde de la Comisión de Feminismos queremos aclarar lo ocurrido en las últimas horas en torno a la mala interpretación por parte de los medios y de la opinión pública del comunicado emitido en la Asamblea General de ayer*.

 

Queremos dejar patente que no hemos tenido constancia de que se haya producido una  violación en los términos en los que lo entiende el sistema, sin embargo hemos sido  testigos de intimidaciones, tocamientos, vejaciones, insultos, desautorizaciones, abusos de poder y actitudes paternalistas.
Esto es algo que no es un hecho exclusivo de la Puerta del Sol, sino que es un reflejo de la sociedad en que vivimos,  ejemplo de ello es el asesinato de  5 mujeres por violencia machista en el Estado Español sólo en esta semana. En ningún momento hemos mencionado que los hechos denunciados en el comunicado de ayer se hayan dado por parte de las personas acampadas pertenecientes al Movimiento 15 M.
La comisión mencionó los hechos en la Asamblea General de ayer porque consideramos que  esconder lo acontecido en beneficio de la imagen pública de la Acampada Sol supone invisibilizar y reproducir la violencia contra las mujeres. Consideramos imprescindible denunciar cualquier forma de violencia y creemos que es una lucha común de la Acampada y el Movimiento 15M. La respuesta a  estas agresiones se vehiculizará de la manera que las personas afectadas consideren oportuno.

Queremos denunciar publicamente la instrumentalización de este hecho por parte de los medios y de las personas contrarias al movimiento 15M. Recordamos  que pertenecemos  a la Acampada Sol y al Movimiento 15 M desde el primer momento y que permaneceremos hasta el final. Agradecemos las muestras de solidaridad mostradas.

* El texto íntegro leído en la asamblea se puede ver aquí.
Texto leído por la Comisión de Feminismos en la asamblea general de Acampada Sol el jueves 2 de junio.
Desde la Comisión de Feminismos hemos tomado una decisión, desde la responsabilidad, sinceridad y sentimiento de pertenencia a Sol, y os lo queremos comunicar.
Llevamos días empleando nuestro tiempo en hablar del funcionamiento del Campamento, invirtiendo fuerza, ganas y energía en logística y seguridad, y eso nos ha llevado a un bloqueo que imposibilita desarrollar políticas que tengan un efecto real (acciones, talleres, debates, ampliar redes, etc.) y estas son las cosas que nos trajeron aquí en su momento.
Las noches aquí en Sol implican tensión, miedo, no descansar, tener que lidiar con todo tipo de situaciones violentas y desagradables. Después de dos semanas de acampada, el cansancio y la falta de herramientas nos llevan a utilizar unas dinámicas de respuesta de las que no queremos seguir siendo partícipes. Con esto no queremos desvalorar el trabajo que hacemos todas las personas en el Campamento de Sol, pero nosotrxs queremos trabajar de otra forma.

Hemos recibido noticias y hemos comprobado en nuestra piel que están existiendo agresiones sexuales, sexistas y homófobas. Entendemos por agresión: intimidaciones sexuales, tocamientos, miradas, gestos, desautorización y abusos de poder, insultos y agresiones físicas, contactos sexuales -y no sexuales- no consentidos, actitudes paternalistas.
Estas agresiones no se están visibilizando ni hay conciencia común de que solucionarlas (reparar las ocurridas e impedir que ocurran otras) es responsabilidad de todas y todos y una tarea política fundamental.

La determinación que hemos tomado ante esto es:

  • No nos quedamos a dormir como Comisión de Feminismos en Sol a partir de este día, lo que no impide que nos quedemos a título individual.
  • Seguimos en las calles, en los barrios y en Sol.
  • No queremos romper nuestra vinculación con el movimiento social que estamos creando en Sol y en los barrios.
  • Seguimos haciendo nuestro trabajo como Comisión de Feminismos igual que hasta ahora, gracias a la telaraña de afectos, análisis, lucha común, difusión, etc. que de hecho ya existe.
  • Estaremos aquí de cara a un desalojo tanto a nivel individual como Comisión de Feminismos.
  • Asumimos como Comisión las consecuencias que puedan llevar la acampada, tanto las positivas como las negativas.
  • No nos desvinculamos.

Queremos terminar este texto manifestando también el subidón que supone esta lucha común, el enriquecimiento entre Comisiones, la toma de conciencia y de la calle, las muestras de solidaridad y empatía de la gente de fuera de la Acampada que son también personas indignadas y comprometidas.

La Lucha Sigue. Os queremos.